Rate this post

El 41% de los emprendedores lo son debido a condiciones externas al emprendimiento, como, por ejemplo quedarse sin trabajo, y hasta entre el colectivo de emprendedores más comprometidos, que supone un 30% del total, de este porcentaje un nada despreciable 41% lo son también por falta de trabajo o porque atraviesan una situación de precariedad.

Así se desprende del estudio que sobre el ‘gen emprendedor’ ha desarrollado The Cocktail Analysis por encargo de Zurich Seguros. Ese emprendimiento, digamos, forzado por motivaciones ajenas al propio emprendimiento en sí, que es o debiera ser en origen vocacional, suele estar llamado al fracaso, según distintos expertos.

Porque, como bien apunta Celia Ferrero, vicepresidenta de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA), la realidad es que “no puede ser tan fácil emprender”.

En la presentación de esta investigación, donde acudió en calidad de ponente y observadora, Ferrero recordó que el emprendimiento debe acometerse “desde la preparación y el conocimiento de causa” previos. Y sin prisas, porque cuando uno emprende, el beneficio no suele llegar pronto, lo que puede resultar frustrante.

Esta fue una de las conclusiones que retrata a un emprendedor al que, por otra parte, alcanzan ya los demoledores efectos de la inflación en un 82% de los casos, y eso que solo 1 de cada 3 han repercutido el incremento de costes a sus clientes.

De las 805 entrevistas realizadas a autónomos y micropymes, se ha podido conocer que la pandemia supuso un duro golpe del que aún no se han recuperado dos de cada tres emprendedores. Las gotas que han colmado el vaso han sido, por un lado, la referida inflación, y, por otro, la subida de precios de la energía, que ha tocado al 75% de ellos.

Aunque suele decirse que las crisis económicas fomentan el emprendimiento, lo cierto es que el 47% de los emprendedores se declaran vocacionales, apenas uno de cada diez llega mediante la herencia de un negocio, y, como ya se ha apuntado, el 41% lo es debido a circunstancias externas al emprendimiento, como quedarse sin trabajo.

Por eso, el estudio distingue entre cuatro perfiles de emprendedores. El perfil más numeroso es el Comprometido (30% del total), en el que confluye la vocación con la necesidad de emprender, y donde hay mayor presencia femenina. Dentro de este perfil el motivo para emprender (38%) es la falta de trabajo o la situación de precariedad.

Le sigue el Innovador (28%), un perfil claramente vocacional y más predispuesto al riesgo y a la innovación. El tercer perfil más frecuente (23%) es el llamado Cambio de Rumbo, que se ha visto abocado al emprendimiento por circunstancias externas, pero está a gusto con su salida profesional. Finalmente, el perfil Luchador representa al 19% de emprendedores que no siempre llegan a este camino por convicción, pero muestran gran motivación y resiliencia.

Todos estos perfiles comparten una serie de objetivos, entre los que destacan compaginar la vida personal y profesional (68%), dedicarse a lo que realmente les gusta (61%) y poder vivir tranquilos, sin preocupaciones (58%). Por supuesto, no todo es un camino de rosas en su trayectoria. Las principales dificultades a las que se ha enfrentado los emprendedores a la hora de poner en marcha su negocio son la asunción de riesgos, los problemas y el estrés (57%), la gestión financiera (52%) y tener que dedicarle mucho esfuerzo y trabajo (43%).

A cambio, tres de cada diez encuestados perciben que ser emprendedores les proporciona una mayor satisfacción que trabajar para otros, más libertad y creatividad, así como la posibilidad de dedicarse a lo que les gusta. En este sentido, los emprendedores españoles se definen a sí mismos como trabajadores, resilientes, curiosos, optimistas y creativos.

“Como muestra este estudio, el denominado gen emprendedor se presenta con matices en función de los distintos perfiles de emprendedores. Sin embargo, todos tienen un denominador común, que es un decidido compromiso con el trabajo, la superación y la innovación que los convierten en el motor económico que impulsa a las pymes y autónomos de nuestro país”, señala Agustí Pascual, director de Zurichempresas.es.

Asistieron a la presentación de este estudio, además de los citados, Claudia Pierre, Founder & Co-CEO en Meeting Lawyers, y Fernando Díez, director The Cocktail Analysis Madrid y responsable de la investigación.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here