Twitter continúa evolucionando en el sector de las redes sociales. Y es que la compañía acaba de lanzar una prueba a nivel global de una herramienta que permitirá a los usuarios tuitear a grupos con intereses similares.

La nueva herramienta, bautizada como Communities, está disponible en fase de prueba a un grupo determinado de usuarios que podrán crear comunidades para enviar directamente a este grupo posts en la red social de microblogging. Por el momento, no se sabe la cantidad de usuarios que pueden tener acceso a las Communities de Twitter pero lo que sí está claro es que todos pueden participar en un grupo si está invitado.

Las comunidades se pueden ver abiertamente, pero en esta etapa del proyecto, las personas deben de ser invitadas para unirse a las mismas.

Las comunidades de Twitter están relacionadas con temas en concreto, como pueden ser perros, fotografía o literatura, y una vez, los tuits que aparecen están relacionados con este tema. Los usuarios podrán enviar tuits sólo a las personas de esa comunidad o a todos los seguidores, como se hace actualmente.

Estas comunidades de Twitter cuentan con moderadores que se encargan de poner las reglas del grupo, así como invitar a los usuarios o incluso eliminarlos si se sobrepasan. 

La nueva funcionalidad de Twitter aparecerá en una pestaña en la barra inferior de la app de iOS y en la barra lateral dentro de la web. Los usuarios de Android sólo podrán leer los tuits de las comunidades a las que pertenezcan, ya que no cuenta con esta herramienta en la app de este tipo de dispositivos.

Twitter lleva introduciendo novedades en su red social desde hace varios meses. La última fue Super Followers, que se basan en suscripciones y salas de chats de audio en vivo, con el objetivo de revertir los años de estancamiento en los que estaba inmersa la compañía.

Hay que recordar que Facebook cuenta con sus famosos y controvertidos Grupos, que pueden ser privados o públicos. Desde su puesta en marcha en 2017. han cosechado algunas críticas, ya que se han usado para difundir información falsa sobre política y salud, lo que provocó que la empresa tuviera que anunciar cambios en los tipos de grupos que recomienda a sus usuarios.

Twitter ha indicado que adaptaría sus reglas y acciones de la app para mantener a los usuarios de las comunidades seguros, incluido el desarrollo de formas de identificar de manera proactiva los grupos que podrían ser problemáticos.