Twitter continúa mejorando su servicio para que los usuarios estén todavía más contentos con su red social de microblogging. Y es que la compañía permitirá a los usuarios publicar contenido que sólo los “amigos cercanos” podrán ver, dejando de lado al resto de la comunidad. 

Se trata de una nueva funcionalidad de la que ha informado la cuenta de un diseñador de la plataforma identificado como @a_dsgbr, en la que también se ha dado a conocer que Twitter también está incorporando una posibilidad de que los usuarios puedan establecer “facetas” dentro de un mismo perfil para así hablar de temas sólo a un determinado número de usuarios.

La intención de Twitter es dar aun más control a los usuarios sobre el poder de difusión de sus publicaciones. Así, los usuarios que accedan a la función de “amigos cercanos” podrán publicar tuits sólo para un grupo reducido de seguidores, elegidos con anterioridad antes de la publicación del contenido.

Asimismo, Twitter también está pensando en que estas publicaciones de “amigos cercanos” se muestren destacadas en el timeline de la red social.

Otra de las novedades que está preparando Twitter es la posibilidad de establecer filtros en la difusión de los contenidos. En concreto, la red social podrá incluir diferentes contextos, como pueden ser amigos, familia, trabajo o incluso público, para que los usuarios elijan en qué sector quieren publicar sus tuits y que así unos determinados usuarios los reciban. Además, los usuarios tendrán la posibilidad de seguir a la cuenta o sólo una de esas “facetas” del usuario en la que puedan estar interesados. Eso sí, algunas de estas facetas podrían ser privadas y sólo un grupo determinado de usuarios podrían acceder a las publicaciones.

Parece ser que estas nuevas funcionalidades están todavía en fase conceptual, ya que no se están probando en fase beta como en otras ocasiones, y el diseñador de la plataforma ha publicado la información para mostrar los conceptos y conocer la opinión de los usuarios. De esta manera, Twitter sabe de antemano si una nueva funcionalidad puede tener buena acogida o no entre los usuarios de la red social.