Los empleados de Google que trabajaban en las oficinas de la compañía antes de la pandemia del coronavirus podrían sufrir un recorte salarial considerable si deciden teletrabajar.

Los trabajadores que estén más lejos de las oficinas serían los más afectados, según la calculadora salarial de Google que ofrece la compañía a sus empleados para ver los efectos que tendrían sus traslados a otras ciudades para teletrabajar desde casa. Ahora bien, aquellos trabajadores que se desplazan grandes distancias para ir a las oficinas de Google podrían también experimentar recortes salariales sin cambiar de domicilio y seguir teletrabajando.

Un portavoz de Google ha señalado a Reuters que “nuestros programas de remuneración siempre se han determinado en función de la ubicación, y siempre pagamos lo máximo del mercado local en función del lugar desde el que trabaja el empleado”, por lo que el salario variaría en función del lugar de residencia del empleado.

De esta manera, si un empleado que vive en un condado cercano a las oficinas de Seattle, que suele desplazarse habitualmente hasta allí, podría ver reducido su sueldo un diez por ciento si decide teletrabajar a tiempo completo, según las estimaciones de dicha calculadora.

Del mismo modo, una empleada que vive en Stamford, Connecticut, que se encuentra a tan solo una hora de Nueva York en tren, podría cobrar un 15 por ciento menos si trabaja desde casa. Por el contrario, un empleado de Google que vive en Nueva York y teletrabaja no sufriría este recorte salarial.

De acuerdo con entrevistas con empleados de Google se puede ver un recorte en el sueldo de hasta el 25 por ciento si se teletrabaja desde una zona diferente a San Francisco pero igualmente cara, como Lake Tahoe.

Las grandes tecnológicas están dando la oportunidad de teletrabajar a los empleados de manera continuada, tras la obligación que tuvieron durante el confinamiento y la pandemia del coronavirus. Ahora bien, muchos empleados decidieron dejar ciudades como Silicon Valley porque eran más caras a la hora de vivir y teletrabajar desde otras partes de Estados Unidos más baratas. Pero las grandes tecnológicas, como Facebook o Twitter han recortado el salario de sus empleados que teletrabajan en otras zonas más baratas.