Rate this post

La pandemia ha sido el catalizador necesario para que muchas compañías apuesten de forma decidida por la transformación digital en los últimos dos años. Precisamente en este tiempo ha surgido con fuerza el concepto del metaverso, que se materializó el pasado mes de octubre con la transformación de Facebook en Meta, convirtiéndose en tema de actualidad– 4 de cada 10 consumidores mundiales ha oído hablar del metaverso-, y provocando que cada vez más big players apuesten por ello.

Tal y como afirman los expertos de Wildbytes, los sectores que más están apostando por el metaverso en la actualidad son el entretenimiento y los videojuegos. “El ejemplo más claro y con mayor volumen de usuarios es claramente el videojuego Fortnite, aunque otros ejemplos como Roblox o VRChat le siguen de cerca.

Es un entorno virtual en el que millones de personas juegan online o disfrutan de manera simultánea de experiencias como conciertos en vivo, moviendo miles de millones de dólares al año gracias a la venta de assets digitales, como prendas que permiten customizar tu avatar y viven únicamente en el mundo virtual”, declara Julio Obelleiro, CEO de Wildbytes.

El boom de las criptomonedas y los NFT

El metaverso no sería posible sin las criptomonedas y la tecnología subyacente, el blockchain. Esta tecnología también hace posible la existencia de los NFT (Non-Fungible Tokens) o activos digitales o tokens únicos y no intercambiables que podemos asociar a “assets” o productos digitales.

De esta manera, solo durante este año, la inversión por parte de las empresas en el metaverso se multiplicará por 10, en parte gracias a este tipo de monedas virtuales. De hecho, se estima que el metaverso será un mercado de 800.000 millones de dólares en 2024.

“Roblox, uno de los mayores players relacionados con el metaverso, va camino de generar unos 2.000 millones de dólares de facturación en 2021 y viene casi en su totalidad de la venta de su moneda digital, que los usuarios pueden emplear para comprar bienes virtuales. Sin duda, el boom de los NFT es una realidad a nivel mundial”, mantiene el director general de Wildbytes.

Junto a los NFT, otras tecnologías utilizadas en el metaverso son el 3D, la realidad virtual, la realidad aumentada, el blockchain y las mencionadas criptomonedas.

“La web 3.0 se ha convertido en uno de los grandes objetivos de las compañías, tanto por accesibilidad como por permitir la posibilidad de representar mundos virtuales. El objetivo es generar la sensación de una experiencia lo más parecida posible a la del mundo físico. Es decir, lograr realismo en cuanto al aspecto visual y cómo interactúas con ese mundo virtual”, explica Obelleiro.