Cortesía de Wing.

El gigante tecnológico Google se ha adentrado en el mundo de la entrega de mercancía a través de drones. Y es que Wing, una empresa subsidiaria de Google, se ha asociado con un centro comercial de Australia para llevar a cabo el primer servicio de entrega de mercancías con drones que opera desde una azotea.

Según ha indicado Wing en un comunicado, se han aliado con Vicinity Centers para lanzar este nuevo servicio que sería el primero de su tipo en el mundo y que cuenta con varios beneficios, como que se utiliza el espacio de la azotea para realizar la entrega y hacerlo directamente a los clientes, lo que significa más ofertas de entrega y mayor alcance.

La compañía ha señalado que ya han probado este nuevo servicio de entrega de productos en la azotea a lo largo del mes pasado. En concreto, han entregado batidos de Boost Juice o panecillos de Sushi Hub. 

Pero Wing quiere ir más allá y han informado que los tipos de productos se ampliarán a los de servicio farmacéutico de venta libre, cuidado personal, salud general y productos de belleza de TerryWhite Chemmart.

De acuerdo con Wing, un servicio de entrega de drones para el consumidor puede ayudar a que la entrega de última milla sea más eficiente y sostenible. De hecho, estiman que para 2030, si los drones entregaran entre el cuatro y el seis por ciento de las compras de los hogares, las ventas minoristas en Australia crecerían en 2.200 millones de dólares.

Ana Lacasa

Periodista y Filóloga. Dos áreas que se dan de la mano para informar de la actualidad emprendedora y tecnológica.